Farmacia Sada 24 HORAS, 365 DÍAS CUIDANDO TU SALUD 913 57 69 14 sada@farmaciasada.es

En época de invierno, el frío es un inevitable compañero con el que convivir durante esta estación. Frío seco, frío húmedo, olas de frío, nieve, heladas… la única manera de combatirlo es abrigándose bien, aunque por mucho que te abrigues, hay veces que es imposible escaparse. Ante esta dificultad es normal que te preguntes ¿cuál es la relación entre el Frío y los Virus de la Gripe y el Resfriado?

 

BAJADA DE LAS DEFENSAS

El más común de los efectos del frío en la salud es el aumento de enfermedades, que viene dado por la bajada de las defensas del sistema inmunológico.

El frío debilita las defensas del sistema inmunológico, con lo que las posibilidades de que un virus nos afecte aumentan de manera considerable, es por eso por lo que durante el invierno tenemos tantos casos de catarro y de gripe.

 

A LOS VIRUS LES GUSTA EL FRÍO

Y pese a que con frecuencia se afirma que la evidente relación entre catarros e invierno se debe a que la gente convive más tiempo en espacios cerrados o a que los centros educativos están abiertos, incrementando las posibilidades de infección, se ha podido demonstrar desde hace tiempo, que al rinovirus le gusta el frío.

El aire frío y seco del invierno permite que el influenzavirus sobreviva durante más tiempo y dificulta que la mucosidad de las fosas nasales lo limpie.

Pero no todo es negativo, al igual que cuando sufrimos un golpe aplicamos hielo para detener la inflamación, aquellas personas que sufren problemas como piernas cansadas e hinchadas, les vendrá bien el frío, ya que mejorará su circulación de retorno.

Y, además siempre podemos intentar prestar una mayor atención a nuestras defensas. Afortunadamente existen multitud de alternativas en el mercado que nos ayudarán a reforzarlas para hacer frente a los virus a los que nos exponemos en invierno.

Acércate a vernos y te presentaremos las mejores alternativas disponibles.